SHISHITO

Francisco Gómez Hernández.

 

El suicidio fenómeno social urgente atender.

Sismo responsabilidad a tiempo en Tabasco.

 

Las razones del suicidio son variadas, y de acuerdo a estudios de cartas póstumas los factores determinantes en los últimos momentos emocionales, son la violencia, el no encontrarle sentido a la vida, la soledad, los problemas familiares y de pareja, pesimismo y la desesperanza, fenómeno que la Academia Mexicana de Suicidología opina que los suicidas no buscan acabar con su vida, sino con su sufrimiento.

En los últimos minutos emocionales, corto tiempo en el que los suicidas escriben sus cartas póstumas revelan la verdad del por qué se quitan la vida, son los momentos en que el ser humano cae en depresión severa, convirtiéndose en trastorno anímico en el que los sentimientos de tristeza, desesperanza y frustración, hacen presa de su estado emocional y cometen el acto de suicidio.

Se dice que el suicidio es “una solución permanente a un problema temporal”. Aunque cueste creerlo, las situaciones angustiosas -hasta las que parecen estar fuera de todo control- pueden ser temporales y tener solución pues mejoran inesperadamente, porque si los suicidas lo que buscan no es acabar con su vida, sino con sus sufrimientos, creyendo que esas son razones para morir, esta conducta puede prevenirse brindando atención a quienes padezcan esta enfermedad, haciéndoles ver sus razones para vivir.

Sin embargo ¿vale la pena vivir? Se pregunta Diana, joven inteligente, simpática y sociable. Pero detrás de su encantadora sonrisa se esconde una profunda tristeza que la deja sintiéndose inservible por días, semanas y hasta meses. “No pasa un día sin que piense en morirse -dice ella. “Estoy convencida de que el mundo sería un mejor lugar sin mí”. Aunque Diana dice que jamás se quitara la vida, a veces no encuentra razones para seguir viviendo, “mi mayor deseo es tener un accidente y morir, para mí, la muerte es una amiga, no una enemiga”. Historia de la vida real.

En el marco del Día Mundial para la Prevención del Suicidio, celebrado el domingo 10 de septiembre, la academia de la UNAM explicó que ese acto sigue un proceso de ideación, planeación e intento, “aunque no siempre es así, en ocasiones algunos individuos se drogan o embriagan y de manera impulsiva se suicidan, sin haberlo ideado”. El suicidio en el sector juvenil de la población es la tercera causa de muerte, lo que ya se ha convertido en un problema de salud pública. En México, 6.5 personas por cada 100 mil habitantes se quita la vida y la mayoría de las víctimas son jóvenes.

Ante este fenómeno que crece y crece, los analistas advierten que urge crear un centro de atención integral ya que en México se invierte poco en salud mental, “pues en realidad sólo existe un hospital a nivel nacional para atender problemas de este segmento de la población”. Ante esta situación refieren, no basta con crear instituciones o generar leyes, sino remediar los problemas sociales que los afectan.

Del otro lado en los cambios de ciclos de vida, los adultos que suelen suicidarse, un adulto de más de 70 años, las posibilidades van en contra de su ciclo vital, las pocas veces que suceden, deciden hacerlo por temor a sufrir el deterioro de su salud. Aquí parte de una carta póstuma de un abuelo de 75 años de edad. “Hija te va a doler lo que voy hacer pero tengo mis razones, a mi edad ya hice lo que tenía que hacer y di lo que tenía que dar, en ti y mis nietos siempre he confiado y he tenido el cariño de todos, pero ya no quiero nada, mi decisión la he venido pensando y ya decidí, ya te he platicado de todas mis cosas, no te asustes no pasa nada, eres muy buena hija y Dios te premiará, por favor cuídate y cuida a tus hijos que los quiero mucho”. 26 de marzo de 1990.

SHISHERO. – Y en el otro extremo la prevención de la vida, causas y ayudas. Angustia, llanto de pánico, y gritos de personas llamando a sus familiares, fueron los segundos seguidos a la zozobra de haber sobrevivido al terrible sismo de 8.2 grados, en el que por suerte y gracias de Dios en Tabasco el impacto fue menor, aunque lamentable las cuatro muertes derivadas de ese cataclismo. Por suerte ni dejados de la mano de Dios ni del apoyo oficial del gobierno del estado.

Con el recuento de daños que fueron menores en sus manos, el gobernador Arturo Núñez, aseguró que su gobierno –con apoyo de instituciones federales asentadas en la entidad– cuenta con capacidad y recursos para atender la emergencia causada por este fenómeno, y desde ese momento, las autoridades del estado y de la capital tabasqueña demostraron su capacidad para atender emergencias. Los hospitales de alta especialidad no dejaron de funcionar ni un momento. Responsabilidad cumplida en tiempo, tras la causa la ayuda.

Correo shishito_50@hotmail.com.

Twitter: @shish_tabasco

Facebook: Shishito – Noticias de Tabasco para el mundo

Blog: http://shishito-noticiasdetabasco.blogspot.mx