ATARDECER POLÍTICO

–       Regresa Montaño

 

Vaya tiempos inéditos que estamos viviendo en la entidad con motivo del proceso electoral del próximo año. Quien iba a decir hace dos años, cuando fue desaforado Jorge Montaño como magistrado del Tribunal Electoral de Tabasco, que ahora sería el presidente del mismo, regresando por la puerta grande, incluso cobrando lo que durante dos años dejó de percibir. Jorge Montaño, como consejero electoral del IEPCT formó parte del Comité de Compras de un edificio que hasta la fecha sigue sin ser ocupado, continúan pagando renta en el inmueble donde se encuentran, y fue responsabilizado de esa adquisición, situación por la cual otros dos ex consejeros fueron a prisión pero hoy ya se encuentran en libertad. El caso es que todavía no se aclara lo relacionado a esa fraudulenta compra del edificio del IEPCT, el escándalo que se generó en aquella ocasión fue solo eso, porque los presuntos culpables se encuentran en libertad, y no se ha esclarecido nada, el edificio no es posible ocuparlo, presenta fallas estructurales. En fin, que estamos peor que al principio, porque por más intentos que se hizo de castigar a quienes supuestamente fraguaron esa compra, están libres y en el caso de Jorge Montaño, está incluso como cabeza del organismo que va a calificar las elecciones del próximo año, porque cada día que pasa pinta más apuntando a que se va a judicializar el resultado y la primera instancia es el TET, aunque luego todo termina en la Sala Superior del TEPJF. Jorge Montaño es el presidente del TET, dice que es una persona sin rencores, sin odios, pero es ser humano y es lógico suponer que en algún momento dado podría anteponer sus afectos, encuentros y desencuentros al momento de revisar expedientes, porque después de haber sido desacreditado con un desafuero, libra una lucha jurídica que después de dos años, le hacen justicia, lo que demuestra que aunque sea tarde, pero la justicia llega. Pero Montaño Ventura debe tener en su sentimiento algún intento de revanchismo, y es posible pueda estar de por medio cuando deba resolver expedientes relacionados con el proceso electoral. Se espera que su comportamiento sea institucional, acorde a las atribuciones y facultades que la misma ley le otorga, es difícil darle vuelta a la hoja, fue una lucha muy difícil la que tuvo que enfrentar, pero ahora su desempeño debe darse sin sesgos. Ya iremos dándonos cuenta de la manera como se vaya comportando. No cabe duda que todavía estamos por vivir otros momentos inéditos dentro de los acuerdos que se vayan a dar hacia las elecciones.

Pico Madrazo… Incertidumbre en la aldea política.

Por ejemplo, escuchamos ayer que Pico Madrazo estaría dispuesto a dialogar con Morena para ver si hay posibilidades de hacer alianzas hacia el 2018, lo cual sin duda generó fuerte revuelo entre la clase política que a un mes de que inicien los procesos internos, están que se muerden las uñas ante la incertidumbre que prevalece en la palestra política. Con lo que queda claro que hoy los políticos no le hacen asco a nada, ahora sí, que parafraseando a Darvin González Ballina, hay que pactar hasta con el diablo si es preciso. Por cierto, el nuevo dirigente perredista no sabemos si ya habló con el mismo lucifer, porque muy poco se le ha visto en los días recientes… VAYA ENREDO QUE SE GENERÓ entre la burocracia por el pago anticipado de un mes de aguinaldo que esperaban por motivo del Buen Fin. No se hizo al no tenerse la disposición de recursos, además no es algo que estuviera comprometido a darse, el contrato colectivo de trabajo no lo obliga, sin embargo, parece ser que se dieron los malos entendidos porque en algún momento se decía que existía la posibilidad de adelantar el pago. Resulta que no hubo las condiciones, pero para las fechas que si es una obligación hacerlo, existe la plena seguridad de que si se los van a dar; tal vez falto difundir con mayor oportunidad el inconveniente, porque vaya que hay muchos burócratas molestos, pero el asunto es debido a que al cobrar su quincena, se confiaron en el aguinaldo anticipado y se gastaron el dinero.