*Los tráiler se estacionan en la entrada del conjunto habitacional Insurgentes Lagunas

 

Por LILIANA COLLADO CALCÁNEO/FOTO JOSÉ LUIS NOTARIO/Ante la alta incidencia de accidentes automovilísticos y de atropellados, vecinos del fraccionamiento Lagunas se manifestaron esta mañana para exigir que retiren los camiones de la empresa Castores que se estacionan a la entrada de este conjunto habitacional.

María Olga Piña Reséndiz, delegada de Insurgentes Lagunas, expuso que tiene a su cargo 13 fraccionamientos de los que todos tienen un grave problema en sus entradas y salidas por la obstrucción que realizan los tráiler de la empresa Castores que se estacionan hasta en tres filas.

“Es una vergüenza que la Policía sabe de la problemática y no hace nada al respecto, la gente que vive en esta zona se tiene que ir hasta el segundo retorno y esto ha ocasionado muchos accidentes, sólo hay que ver cuántas cruces hay en el crucero de la carretera federal”, acusó.

Respaldada por vecinos del lugar, la delegada dio un ultimátum a la Policía Federal para resolver esta situación, pues advirtió que no están dispuestos a seguir permitiendo un accidente más tanto de automóviles como de peatones.

Argumentaron que el cierre pacífico del acceso al fraccionamiento Lagunas es la primera llamada de muchas que ya han hecho por oficio y de no ser tomados en cuenta, cerrarán la carretera federal.

La delegada y los líderes de los 13 fraccionamientos añadieron que esa zona donde se estacionan los tráiler es de acotamiento y por ello, tanto estudiantes del Conalep, como trabajadores de las bodegas que hay en Insurgentes arriesgan la vida, ya que en el lugar no hay puente peatonal y solo cuentan con dos rutas de transporte público, una que va al Palacio y la otra al centro.

Por lo anterior, dijo que la gente del fraccionamiento Maurel y del Mecoacán, que quedan más atrás, tienen que salir caminando a las cinco de la mañana para cruzar la carretera federal y también se exponen a la gran inseguridad que hay en la zona, la cual ya se ha convertido en un foco rojo.

Cabe mencionar que a las 10 de la mañana, la Policía Federal llegó al lugar donde atendió el llamado de los vecinos retirando del lugar las unidades de la empresa Castores.