*La fiesta continúa en el Santuario de la Virgen Santísima de Guadalupe

 

Por LILIANA COLLADO/FOTOS JOSÉ LUIS NOTARIO/La celebración a la Virgen de Guadalupe representa en México una festividad importante, no solo en el ámbito religioso, sino también cultural. Cada 12 de diciembre las familias mexicanas se alistan para celebrar a quien cariñosamente llaman “la morenita” o “Reina de México”, y estos festejos incluyen también a los niños, quienes por tradición participan en estos eventos desde corta edad.

La historia de su aparición a un humilde indígena mexicano ha conmovido a propios y extraños. La Virgen de Guadalupe es querida en México y el mundo, tiene millones de fieles que la honran y le solicitan apoyo.

Los padres enseñan a sus pequeños desde tierna infancia el significado de su imagen y le cuentan la historia de sus apariciones.

En Tabasco desde las primeras horas de este  día, llegaron los Juan Dieguitos (por alusión al indio Juan Diego) y las inditas al Santuario de la Virgen de Guadalupe de la colonia Primero de Mayo para recibir la bendición de la morenita del Tepeyac.

Después que durante todo el día de ayer y hasta pasada la medianoche; antorchas, comunidades de iglesias, automóviles y empresas desfilaron en busca de la bendición de la Guadalupana, hoy les correspondió el turno a los niños que desde recién nacidos y hasta los 12 años de edad, ya participan en estos festejos.

En la iglesia del Santuario guadalupano, se inició la misa de la primera hora del día, la cual inició con las tradicionales mañanitas a la Virgen en su día y posteriormente se dió la bendición a los niños que vestidos en trajes de Juan Diego y de inditas, se apersonaron a escuchar la homilía.

Posteriormente, se llevó a cabo otra misa a las 12 horas de este mismo día, donde el sacerdote  también le dio la bendición a los niños que asistieron a la celebración, quienes iban acompañados de mis mamás o abuelitas, al finalizar la misa no podía falta la tradicional fotografía.