Por Martín Castillo Cervantes/Huimanguillo, Tab.- Desde la sede de las oficinas del Sistema de Desarrollo Integral de la Familia (DIF) municipal, partió el segundo embarque de víveres (alimentos, agua y ropa),  recaudado gracias a la donación de la sociedad civil huimanguillense en favor de las personas de la costa de Chiapas en donde aún siguen padeciendo las adversidades que dejaron los pasados terremotos.

La presidenta honoraria del DIF, Tirsa Martínez de Escobar Castellanos, aseguró que todo lo recaudado fue gracias a la activa participación de la ciudadanía, quienes desde el primer momento se han sumado a ésta noble causa.

Afirmó que no era una acción única del DIF o del Ayuntamiento, sino de todos los ciudadanos.

Martínez de Escobar Castellanos agradeció a Luis Ignacio Avendaño Bermúdez, delegado de Secretaría de Desarrollo Social Chiapas, por ser el enlace para hacer llegar a las familias más necesitadas de los municipios de Arriaga y Tonalá, en dónde lamentablemente se registró el epicentro del primer terremoto.

Cabe destacar que el ingenio de cañeros de la Sección 39 y de Santa Rosalía, también se sumaron donando alimentos no perecederos; así mismo los internos del Centro de Reinserción Social Federal (Cefereso), hicieron lo propio e incluso escribieron cartas con palabras de aliento a los afectados.