Luis Cordero/Corresponsal/Emiliano Zapata, Tab.- Familias de cuatro comunidades cerraron con cadenas y candados, las oficinas de la Comisión Federal de Electricidad.

Esta medida de presión es con el fin de que resuelvan la falta del suministro de energía en tres comunidades de Tabasco y una más en el vecino de Chiapas, pues la compañía de luz cortó el suministro, ya que una persona casi muere electrocutada porque los empleados dejaron muy bajo un cable de alta tensión, el cual cruza el río Usumacinta hacia la comunidad del Avispero, desde donde se continúa hacia el Jobal y Sección Pochote.

Sumado a ello, comentó el comisariado Ejidal de Calatraba, Chiapas, Antonio Ferrer, el problema es porque los trabajos de colocación de torres se hizo mal y por tal motivo el cable quedó holgado, convirtiéndose en un peligro para la población de la zona que cruza el río.